3 Consejos para plantear una dieta con éxito

En culturismo, la alimentación es tan importante como el entrenamiento para lograr tus objetivos. Si estás empezando en el mundo del culturismo y quieres comenzar a comer de forma sana y equilibrada, estos consejos para plantear una dieta con éxito son para ti.

Una dieta equilibrada es la base del desarrollo muscular. Para que tus músculos puedan crecer y desarrollarse necesitas cargarlos de combustible, y ese combustible es la comida. Diseñar una dieta adecuada es la clave para el éxito de tu desarrollo muscular. Hoy en Todoculturismo te presentamos 3 consejos para que diseñes tu dieta con éxito.

1. Incluye tres alimentos distintos en todas las comidas de tu dieta

Si te planteas una dieta en la que siempre comas los mismos 10 ó 15 alimentos, pronto te cansarás. Además, tu paladar y tu organismo necesitan variedad de sabores y nutrientes. Escogiendo tres alimentos diferentes en cada comida estarás consumiendo vitaminas y minerales de distinta procedencia.

Puedes lograrlo introduciendo pequeñas variantes en tus comidas. Por ejemplo, puedes mezclar los copos de avena del desayuno con frutos secos, con yogur o con frutas, e ir variando el tipo de pan que consumes, introduciendo pan integral, con semillas y acompañarlo con un poco de aceite de oliva virgen extra.

Incluye tres alimentos distintos en todas las comidas de tu dieta

2. Consume alimentos en su estado natural en tu dieta

Si consumes alimentos en su estado natural en tu dieta te asegurarás de que obtienes directamente todos sus beneficios. Al no estar procesados, los alimentos naturales resultan mucho más beneficiosos para nuestra salud.

Elige naranjas en lugar de zumo de naranja envasado, un plátano en lugar de una barrita energética, pan integral en lugar de plan blanco, patatas hervidas en lugar de patatas fritas. Los alimentos en su estado natural y los que están sólo ligeramente procesados tienen mayor valor nutricional y menos sodio, grasas trans y otros ingredientes perjudiciales para la salud.

3. La moderación en la dieta es la clave

En lugar de someterte a grandes privaciones y emplear un día a la semana en comer descontroladamente todo tipo de alimentos poco saludables, es mejor que aprendas a comer de forma equilibrada y que te puedas permitir pequeños lujos cada día.

La moderación es la clave en tu dieta. Sigue unas pautas nutricionales que te garanticen del 85% al 90% de alimentos de calidad y un 10% con menor riqueza nutricional. De este modo, incluso los refrescos y las patatas fritas pueden encontrar un hueco en una dieta saludable. Sólo debes equilibrarlos con alternativas más saludables durante el resto del día. También puedes compensar una salchicha y un bizcocho ocasionales eligiendo un sándwich de pavo para merendar y cenando un pescado a la plancha con verdura.

Fuente: Nancy Clark

Fotografía: GETTYIMAGES

Share This