Tres ejercicios que transformarán tus abdominales

En Todo Culturismo te mostramos tres ejercicios que transformarán tus abdominales.

Si quieres que tus abdominales se parezcan a una tabla de lavar, tendrás que entrenar duro. Ya es hora de que dejes de lado viejos ejercicios ineficaces y que te olvides de hacer miles de encogimientos. No se trata de hacer muchos abdominales, sino de hacerlos bien, de trabajar a fondo cada fibra muscular para lograr los mejores resultados.

 

Con esta rutina de abdominales conseguirás trabajar como nunca tu sección media. A las pocas repeticiones notarás una intensa sensación de quemazón que te hará saber que tus músculos están al límite. Es fundamental que tu técnica sea impecable, porque así te asegurarás de que efectivamente estás trabajando los músculos abdominales y evitarás el riesgo de lesión. No te obsesiones con hacer muchas repeticiones: si consigues hacer 3 series bien hechas de 10 repeticiones, puedes darte por satisfecho.

 

Estos ejercicios que te mostramos trabajan a fondo tus abdominales. Si eres constante, pronto notarás un increíble avance. Haz esta rutina dos veces por semana y lleva tus abdominales a otra dimensión.

 

1. Elevaciones de piernas colgado

Abdominales: elevaciones de pierna colgado

 

Cuélgate de una barra y eleva tus piernas juntas hasta que alcancen el ángulo recto. En esa posición, contrae fuertemente tus abdominales durante 5 segundos y baja despacio las piernas. Repite el movimiento. Asegúrate de no balancearte ni de arquear la espalda.

 

2. Giros con barra

Abdominales: giros con barra

 

Coloca el extremo de una barra en una esquina, donde esté segura, y carga el otro extremo. Agarra la barra con firmeza y desplázala de un lado a otro, haciendo una forma de “U”. Mantén la espalda recta y los pies bien apoyados en el suelo. Los abdominales deben estar contraídos durante todo el ejercicio.

 

3. Encogimientos con disco

Abdominales: encogimientos con disco

 

Tumbado en el suelo con las rodillas flexionadas, coge un disco con ambas manos, estira los brazos y realiza el encogimiento levantando tu espalda del suelo. Cuando estés en la posición más elevada, contrae tus abdominales y mantén la contracción durante 5 segundos. Después, comienza a bajar despacio.

Fotografías: Muscle&Fitness

Share This